Proceso de obtención del azúcar
Materia Ambiental
Generación de fuerza


CONTROL DE EMISIONES ATMOSFÉRICAS

En nuestra empresa, las principales fuentes de estos tipos de residuos se encuentran en el área de calderas, en la planta desmeduladora y en la pelletizadora.

La quema del bagazo en las calderas y el desmedulado para el aprovechamiento de la fibra y médula, generan emisiones de sólidos a través de chimeneas, ciclones, conductores y ductos, las cuales se convierten en enormes fuentes de contaminación si no son controladas. Dado el particular comportamiento del bagazo, su humedad y los altos volúmenes que se manejan, CEPSA ha hecho adaptaciones de diversos sistemas separadores de sólidos, a través del tiempo, tales como ciclones, multiciclones, filtros de manga hasta llegar a los lavadores de gases, que actualmente nos permiten operar dentro de las nuevas exigencias ambientales.

El lavador de gases es un equipo donde se realiza la separación de los sólidos vía húmeda, en el se prehumedecen los gases a la entrada y se les obliga a pasar por una cortina de agua, con lo cual se aumenta el peso de las partículas sólidas presente en los gases de escape. Posteriormente los gases limpios, ascienden y salen a la atmósfera. El agua utilizada para el lavado arrastra los sólidos separados con ella y es enviada a una laguna de sedimentación donde se logra la separación de los sólidos del líquido para re-utilizar el agua en un circuito cerrado y ahorrar de esta manera este vital líquido. Los sólidos se retiran por medios mecánicos y son dispuestos nuevamente en el campo en una mezcla denominada compost, el cual es utilizado como fertilizante.

En el mes de febrero de 1996 se hizo el primer estudio y caracterización de las emisiones a la atmósfera de CEPSA, determinando la concentración de partículas totales, óxido de nitrógeno (expresados como NO2), monóxido de carbono (CO), velocidad de los gases y otros parámetros asociados, para las dos calderas bagaceras existentes. Posteriormente se puso en funcionamiento una tercera caldera bagacera en febrero de 1996, mejorando el control de las emisiones atmosféricas en esta área, al manejar un mayor volumen de material a quemar, además de distribuir mejor la carga entre las calderas existentes. A partir de ese año se continuo haciendo esta caracterización anualmente tal como está determinado en la legislación vigente (Decreto N° 638).

Actualmente se realiza el montaje de la cuarta caldera bagacera con la cual se quemará el bagazo a una rata inferior a la capacidad máxima de cada una, mejorando esta operación. Una vez esta caldera esté trabajando normalmente se harán nuevas caracterizaciones de los gases, a fin de determinar las mejoras.